Yo opino: Sobre el gran estadista

Uno lee los diarios y, a pesar de todo lo que ha visto y oído, no deja de sorprenderse. Es que la inocencia, o quizás el cinismo, con que se hacen algunas afirmaciones es asombrosa. Pienso especialmente  en los que, contra toda la evidencia que hoy está disponible, se empeñan en que sigamos creyendo la leyenda del gran estadista que habría sido Perón y de la vigencia de su ideología, como si esta hubiera existido.

POLITICOS: La Nación del 8/10/16 reproduce un cable de la agencia DyN: «A 121 años del nacimiento de Perón , José Luis Gioja dijo que “sus ideas están más vivas que nunca”».

Como mencioné en otra oportunidad, hay una fecha de nacimiento “oficial” (8 de Octubre de 1895) y otra que podría ser la real en 1893. O sea que los 121 años serían en realidad 123. También parece que hay dos lugares de nacimiento: Lobos y Roque Pérez. Como dice su biógrafo Norberto Galasso, nada sospechoso de antiperonismo, “La información relacionada con el nacimiento y la familia de Juan Domingo Perón aparece signada, en la mayor parte de  las biografías por varias inexactitudes…en general se trata de datos falsos difundidos por él mismo.”  Galasso, peronista al fin,  justifica estas mentiras porque “…. no se trata de mentiras dirigidas a ocultar sucesos subalternos, ni tampoco a inventar acaecimientos que proporcionen beneficios”. Yo, por el contrario, creo que mentir formó parte esencial del comportamiento de Perón, como mostré con detalle al tratar su vinculación con el derrocamiento de Yrigoyen. 

En un acto para celebrar ese aniversario,  discurseaba Gioja y decía que Perón fue “el estadista más grande que dio la República Argentina” y sostenía que “el ideario” del ex-presidente está “más vivo y presente que nunca”.

Que alguien me explique ¿cuales son las ideas que conforman ese “ideario”.?  ¿Son las del león hervíboro de 1973 o las del que en el mismo año decía a sus íntimos que era necesario un somatén ? ¿ Las del que decía lamentar la muerte del Che Guevara o las del amigo de Stroessner, Somoza y Trujillo? ¿Las del que declaraba la Independencia Económica o las del que firmaba el contrato con la California Oil? ¿Las del defensor de la religión católica o las del que desataba el conflicto de 1955? ¿Son las del que decía “al enemigo, ni justicia”  y cuando uno de los nuestros caiga, caerán cinco de los de ellos”?  ¿Son acaso las famosas 20 verdades?

dijo Perón “No hay nuevos rótulos que califiquen a nuestra doctrina ni a nuestra ideología, somos lo que las veinte verdades peronistas dicen”. Invito a quienes no las conozcan a consultarlas por ej en  http://www.elhistoriador.com.ar/documentos/peronismo/ movimiento_peronista_20_verdades_peronistas.php. Podrán apreciar la falta de precisión y nula profundidad de esta colección de lugares comunes y frases sin sentido.

A mi me cuesta creer que Gioja y otros avezados políticos crean sinceramente en la sabiduría del General o en las vigencia de sus ideas.

gioja-cristina-archivo-huarp
Otra época – Gioja y Cristina

Pero el dirigente justicialista también confesaba en ese acto “Hoy el peronismo aparece como un movimiento que busca un re-alineamiento, y es lógico que así sea, porque no estamos acostumbrados a ser oposición y estar fuera del poder”. Y terminaba con una frase llena de optimismo: “Ese re-alineamiento va a llegar, y el peronismo se va a ordenar atrás de un liderazgo que nos conducirá a volver a ganar las elecciones de medio término de 2017 y las presidenciales de 2019”

Lo que traducido al lenguaje de la gente común significa: Si nos liberamos de Cristina y sus fieles, nos juntamos alrededor del mágico nombre de Perón y encontramos una figura potable, quizás podamos volver a lo que estamos acostumbrados, o sea al poder, que en última instancia es lo único que nos importa.

partido-justicialista-2182715w620
Gioja saluda después de su discurso. Scioli e Insfrán celebran

La nota se ilustra con una foto que dice mucho. El ex-gobernador de San Juan y actual presidente del PJ, saluda al público después de su discurso. A su lado, celebran sus palabras Daniel Scioli y Gildo Insfrán.

scioli-menem-para-tapa
Otra época – Scioli y Menem

De Scioli no sorprende. Anteayer seguidor de Menem y Cavallo, ayer de Cristina y Kicillof, hoy no se sabe… Lo importante es tratar de volver. Quién lo escuchó hace unos días con Mirta Legrand habrá llegado a la misma conclusión que yo: patético.

Tampoco sorprende en Insfrán. En los 33 años desde la recuperación de la democracia fue 4 años diputado, 8 vicegobernador y 21 gobernador de su provincia. Cuando pudo modificó la Constitución Provincial para permitir la reelección indefinida y en algunas elecciones juntó más del 70% de los votos.

gildo-cristina
Otra época – Gildo y Cristina

Todo un líder de su provincia, una de las más pobres del país y paraíso del clientelismo. Basta señalar que, según se difundió hace poco, el 32% (sic) de la población económicamente activa de Formosa cobra pensión por invalidez. También es Formosa la provincia a la cual cruzan a votar en cada elección miles de paraguayos, que viven en Paraguay y votan también en su país. Muchos de ellos tienen como premio una pensión argentina aunque no residan en el país.

boudou-insfran-y-vanderbroele
Boudou, Insfran y Vanderbroele – una comisión millonaria

Insfrán y su gobierno son además fuertemente sospechados de corrupción. El caso más notable es el que lo vincula con el ex-vicepresidente Boudou. Fue Insfrán el gobernador que pagó a Vanderbroele, acusado de testaferro de Amado Boudou, nada menos que 7,6 millones de pesos por negociar la deuda de su provincia con la Nación. Curiosamente la negociación era justamente con el entonces Ministro de Economía. Todo muy transparente.

Como si todo esto fuera poco, se vincula al gobernador y a su entorno con el narcotráfico. Recientemente un familiar suyo fue detenido por el transporte de un cargamento de marihuana y también se acusa a su gobierno de dificultar la instalación de un radar para la detección de aviones clandestinos en la frontera.

Con todos estos antecedentes, creo que es claro que el fervor de Insfran en ese acto tiene más que ver con la búsqueda de un paraguas protector ante los cambios de aire del país que con su entusiasmo por las ideas del gran estadista. 

PERIODISTAS: Más sorprendente es leer conceptos parecidos en destacados periodistas que no tienen de que peligro protegerse. Leo por ej. una nota de Osvaldo Pepe (Perón dejó de ser peronista justo cuando muchos querían serlo – Clarín 15/10/16). No conozco mucho sobre el autor pero sé que es, o ha sido, Secretario de Redacción de Clarín, por lo que debe ser un periodista con formación y experiencia. También recuerdo que alguna vez Cristina, ya saben a quién me refiero, se enojó con él por algo y lo trató de nazi por cadena nacional.

En esta nota parece querer separar a Perón de lo que hicieron después de su muerte los peronistas. De allí la frase final : “En confianza, mejor que el General, donde quiera que esté, no sepa lo que muchos peronistas hicieron en su nombre. Merece descansar en paz.” Más allá de la falacia que encierra esta frase, me llamó aún más la atención otra que dice: “Al regresar del exilio, en el crepúsculo de sus días, Perón fue un sabio animal político, un zoo politikon aristotélico.” 

peron-isabel-brujo-2
El sabio animal político saluda al pueblo junto a su Vicepresidente y su Ministro de Bienestar Social

Lo del zoo politikon aristotélico” me sonó un poco pedante pero no sabía que quería decir, de modo que quede un poco intrigado. Cuando no sé de algo, lo primero que hago es recurrir a Google. Rápidamente encontré referencias confiables y pude saber que Aristóteles consideraba que en la naturaleza del hombre esta el vivir en comunidad (o sea en la polis), por lo que lo definía como un zoon politikon,  que en nuestro idioma suele traducirse como como un animal políticoanimal social. Supongo que el reemplazo  de zoon por zoo es un simple error de imprenta.

De modo que ser un zoon politikon no tendría nada que ver con la mayor o menor sabiduría política de cada uno, sino simplemente con el hecho de pertenecer al género humano. O sea que que atribuir a Perón la característica de “un zoo politikon aristotélico”  resulta simplemente una redundancia sin el menor sentido ya que, nos resulte simpático o no, nadie puede negar que era un ser humano. Suena como que el señor Pepe lo que busca es mostrar que leyó a Aristóteles o impresionar a los lectores con alguna palabreja en griego.

Me quedo entonces con lo de  sabio animal político”, que está en línea con aquello de gran estadista con ideas más vivas que nunca que comenté más arriba. Y entonces me pregunto:

isabel-presidente
Isabel presidente en el balcon de la Casa Rosada, a su lado López Rega

¿se refiere al candidato a presidente que llevó como vice a su esposa María Estela Martínez, más conocida como Isabel o Isabelita por su antiguo nombre artístico, dejando al país en sus manos al morir?

¿fue muy sabio al llevar al Ministerio de Bienestar Social a su Secretario Privado el astrólogo y cabo de la Policia Federal a quién ascendió a Comisario General, José el brujo López Rega, convirtiéndolo en el personaje más poderoso de su Gobierno?

¿habla quizás del que con sus palabras encantadoras empujó a tantísimos integrantes de la juventud maravillosa a incorporarse a las formaciones especiales, para luego fomentar su aniquilamiento?

peron-almiron-rovira
Perón saluda a Rodolfo Almirón y Miguel A. Rovira, destacados integrantes de la Triple A

¿fue muy sabio aquel durante cuyo tercer gobierno se hizo pública la actuación de la Triple A,banda terrorista organizada y dirigida por su Ministro más poderoso?

En fin, podemos seguir preguntándonos infinitas cosas sobre la presunta sabiduría de ese animal político y sus cualidades como gran estadista   

Entiendo lo de los políticos para quienes mantener vigente el mito del gran estadista y de su vigencia puede ayudarlos a sobrevivir.

Incluso lo entendería en el caso de los mal llamados periodistas militantes, que en última instancia trabajan para algún político o grupo político para quién la persistencia de esa leyenda puede resultar de utilidad.

Pero que un periodista destacado y en un medio independiente siga afirmando tonterías semejantes. ¿quién me lo puede explicar?

Anuncios